Nuestra experiencia de vuelo con Vera, Tobi y Cocó

Cocó avión

*Todas las fotos que aparecen en este artículo fueron hechas en tierra*

Actualización: En los viajes más recientes hemos tenido problemas con Avianca porque, a pesar de cumplir (nosotros y nuestros perros) con los requisitos exigidos en su página web y telefónicamente, nos han impedido viajar con ellos. En sus mostradores no tienen consistencia y al final quedamos sujetos a la buena onda de quien nos atiende. Algunos clientes nos han reportado a Viva Colombia como la aerolínea más amigable con los animales actualmente. No la hemos probado aún, pero valdría la pena que consultaran sus políticas.

A la mayoría de humanos que queremos a nuestros perros nos encanta estar con ellos todo el tiempo que podamos y hacemos todo lo posible para que así sea. Nosotros, por supuesto, no somos la excepción y para las vacaciones de fin de año volvimos a viajar con ellos. Los invitamos a leer aquí nuestra experiencia y muy especialmente a leer con detalle nuestros consejos en la parte final, aplican para perros y gatos.

Los vuelos que tomamos fueron dentro de Colombia, por lo que lo primero que hicimos al tomar la decisión fue llamar y consultar con las aerolíneas que operan vuelos domésticos cuáles eran sus requisitos para viajar con un perro. La primera pregunta que te hacen es el peso del perro porque eso es lo que determina si puede viajar en cabina o no, en el caso de que la aerolínea ofrezca esa opción. Lo segundo es el tipo del perro (raza). Actualmente y hasta donde va nuestro conocimiento, ninguna de las aerolíneas que opera vuelos domésticos en Colombia transporta perros chatos en bodega debido a que les cuesta refrescarse y corren un mayor riesgo de muerte que los demás.

A Lan fue a la primera que llamamos y en su call center nos informaron que no permiten mascotas en cabina y todos, sin importar su tamaño o peso, deben viajar en la bodega de equipaje. Para ver sus requisitos y restricciones pueden hacer clic aquí. A partir de ahí Lan quedó descartada para nosotros porque nuestros perros son pequeños y sabíamos que había posibilidades de llevarlos en cabina, por lo que pasamos a llamar a Avianca. En Avianca sí que permiten perros en cabina (hasta los chatos) siempre y cuando reúnan las siguientes características: 1. Que pesen un máximo de 8 kilos incluido el bolso en el que se transporten, 2. que quepan completamente dentro de un bolso que tenga un máximo de medidas que ellos especifican claramente en su esta página y 3. que paguemos una tarifa de $20.000 al registrarnos. En sus páginas web podrán leer todos sus requisitos actuales para el transporte general de mascotas. Finalmente te piden que, en caso de decidir viajar con una mascota, lo avises con un tiempo mínimo de 24 horas previas al vuelo y al llegar al mostrador presentes su carnet de vacunación al día.

Cocó avión

Tobi y Cocó pesan 7kg y Vera 5kg, por lo que nuestro único reto es siempre asegurarnos de que su peso en los bolsos no supere los 8kg.

Tobi es un perro ya mayor y muy tranquilo, por lo que viajar con él es muy fácil y cómodo. Obedece y nunca tienes miedo de que haga alguna locura. El caso opuesto son Vera y Cocó. Ambos son muy jóvenes, no son perros a los que les guste mucho estar encerrados en un lugar reducido durante tanto tiempo y para eso tomamos una gran precaución cuando viajamos con ellos por vía aérea o terrestre: los llevamos a hacer muchísimo ejercicio el día del viaje, para que liberen energía, se cansen y estén menos activos durante el recorrido.

Estos son nuestros consejos para viajar con una mascota:

– Antes de tomar la decisión de viajar con tu mascota consulta con su veterinario si su estado de salud es conveniente para hacerlo. No todos los perros pueden viajar y muchas veces ignoramos aspectos veterinarios que podrían ser claves para tomar la decisión.

Siempre que viajes consulta directamente con la aerolínea sus requisitos para el transporte de mascotas. Por experiencia sabemos que pueden cambiar sus condiciones de un día para otro y te puedes llevar una sorpresa al llegar al mostrador.

– Si tienes un perro chato y no pesa menos de 8kg no te enfurezcas porque ninguna aerolínea acepte transportarlo. No es su capricho. Transportar un perro chato en la bodega de equipaje es poner en riesgo su bienestar y debes ser consciente de eso incluso antes de tener uno. Si sabes que hay una situación en la que tu perro podría morir, ¿por qué lo pondrías en ella?

– Si el ejercicio es fundamental en la vida de un perro, imagina lo útil que es para relajarlo antes de un viaje. Llévalo a caminar o correr el día del vuelo para que libere la energía acumulada.

– Si tu perro viaja en la bodega de equipaje es fundamental que elijas muy bien el guacal para transportarlo. Un aeropuerto es un lugar lleno de olores, sonidos y personas desconocidas para un perro, por lo que su primera reacción será intentar escapar. Por eso es indispensable que lo transportes en un guacal seguro, con cierres resistentes que soporten sus movimientos e intentos de escape.

Cocó avión

– Las aerolíneas piden que avises que llevarás a tu mascota mínimo 24horas antes del vuelo, pero nosotros te sugerimos hacerlo lo antes posible. Hay un máximo de mascotas permitidas por vuelo y lo mejor es que asegures su cupo en el vuelo lo antes que puedas.

– Si ya llamaste a avisar que viajarás con tu mascota, hazlo de nuevo. Todos sabemos que los call centers suelen presentar pequeños “errores”, por lo que lo mejor será que vuelvas a llamar uno o dos días después para verificar que en tu registro efectivamente quedó reportado que viajarás con ella.

Algunas personas sedan a su perro para viajar pero muchas aerolíneas y expertos no lo recomiendan, especialmente cuando se llevan en la bodega de equipaje. Lo que nosotros te recomendamos es que no hagas nada sin antes consultarlo con un veterinario. La automedicación en los perros puede ser tan riesgosa como en los humanos y la sedación mal suministrada puede causar delicados problemas respiratorios y cardiacos.

– Las aerolíneas exigen que durante todo el vuelo el perro esté debajo de la silla de adelante y completamente metido dentro del bolso, por eso es importante que elijas un bolso amplio que cumpla con las medidas reglamentarias pero en el que tu perro o gato vaya cómodo completamente metido.

Los amantes de los perros soñamos con un mundo donde nos acepten con ellos en la mayor cantidad de sitios posibles, pero eso nunca pasará si nos comportamos como si nosotros somos los únicos que importamos. El mundo está lleno de gente diferente que merece tanto respeto como nosotros, por lo que tenemos que ser siempre muy cuidadosos en no interferir de manera negativa en la experiencia de vuelo de los demás pasajeros. De nuestro comportamiento respetuoso y considerado depende también el comportamiento que tienen los demás con nosotros y las normas de las aerolíneas para el transporte de mascotas. Debemos demostrar que somos lo suficientemente considerados con los demás como para que cada día, en vez de tener más restricciones, se nos ofrezcan más y mejores posibilidades.

Abrir chat
1
Hola, soy Daniela 🐶🐱, ¿en qué puedo ayudarte? (Estoy disponibile de lunes a viernes de 8am a 1pm y de 2pm a 5pm).